El Ministro de Obras Públicas, Romeo Rodríguez Herrera, entregó hoy a los habitantes de la Comunidad Cocodrilos, San Salvador, un puente metálico tipo bailey que ya está beneficiándoles, al igual que a comunidades vecinas. El ministro se comprometió a construir en los próximos días una pasarela a esta obra de paso para garantizar la seguridad de los habitantes, especialmente de los niños.

Este tipo de obras, aunque son pequeñas, son de gran impacto para la ciudadanía, especialmente aquellas que por años vivieron en el olvido. Con este puente, las familias de comunidad Cocodrilos, se movilizarán por un puente seguro, después de vivir en zozobra por el riesgo que enfrentaban al hacer uso de un puente dañado para llegar a la comunidad.

“Este invierno hubiera colapsado este paso, hoy no pasara eso, porque tienen un gobierno que trabaja en beneficio de las comunidades más pobres del país”, manifestó el Ministro.

 

La comunidad Cocodrilos, según el funcionario, ha sido beneficiada por las actuales autoridades. El MOP construyó la calle de acceso; el Ministerio de Vivienda legalizó casas, y recientemente colocó la primera piedra para iniciar un proyecto habitacional que favorecerá a 30 familias del lugar.

 

“Hoy vengo a entregarles esta obra, que quizás no se hubiera hecho, pero el Presidente (Nayib Bukele) nos dijo, no importa donde sea, vayan a los lugares más pobres a los rincones donde por décadas nadie ha llegado, y aquí estamos y construimos un puente permanente que les dará seguridad, porque el paso que tenían estaba a punto de hundirse”, añadió.

 

La construcción del puente en comunidad Cocodrilos, se enmarca en el Plan de Desarrollo Territorial, Fase II, que ejecuta el Gobierno para garantizar la seguridad de las familias y contribuir a la prevención y el combate efectivo de la delincuencia en comunidades en riesgo.

Tiene una longitud de 12.2 metros, un ancho de cuatro (a un carril) y contará con una capacidad de 35 toneladas de peso.  Fue construido con una inversión de $28,700.

Como parte de la obra, se realizó el armado y montaje de la estructura, se colocó piso y se construyeron rampas pavimentadas de acceso al puente.

Sustituye al antiguo que se encontraba dañado y que no fue reparado por las anteriores administraciones, pese a las continuas solicitudes de la comunidad Cocodrilos y las aledañas. La construcción de la obra de paso inició en marzo y fue concluida en un mes.

“No es posible que todas las comunidades estén condenadas a morir pobres, eso no puede ser, yo sé que muchos de ustedes han sufrido, pero eso no vamos a permitir que se siga reflejándose en la vida de ustedes y la de sus niños, no será así, la historia no puede repetirse, tenemos que irla cambiando y transformando”, agregó.

La actual administración del MOP realiza esfuerzos en la reparación y construcción de puentes y obras de paso, especialmente en la restitución de estructuras colapsadas por los diferentes fenómenos del clima, que han permitido asegurar la conectividad a la población en un corto plazo.

 

25 de abril de 2021