Más de 15,400 habitantes de los cantones San Antonio y El Carrizal, ubicados en los departamentos de San Miguel y Morazán, serán beneficiados con la pavimentación de 5.4 kilómetros de su calle principal que ejecuta el Ministerio de Obras Públicas (MOP), con la finalidad de llevar desarrollo y conectividad a la zona.

 

Es ejecutada con una inversión de $2, 851,652.45, cuyo financiamiento proviene de los Fondos para la Promoción del Desarrollo (FONPRODE), de la Cooperación Española.  Con este programa se ejecutarán 13 proyectos viales en la zona rural del país que beneficiarán  a  22 municipios.

Con proyectos como este, el MOP busca llevar progreso a poblaciones que han vivido en el aislamiento, que en el pasado no fueron incluidos en los programas sociales y de desarrollo. Estos municipios cuentan con alto potencial productivo, pero necesitan de estímulos para salir adelante, como una carretera en buenas condiciones.

El proyecto se ubica entre los municipios de San Simón y San Antonio, de influencia directa del proyecto, a quienes se les mejorará la conectividad con la Carretera Longitudinal del Norte, lo que permitirá mayor acceso a centros  de asistencia social y el desarrollo de actividades productivas y comerciales.

El proyecto consiste en la pavimentación con mezcla asfáltica de 5.4 kilómetros a dos carriles, de tres metros cada uno, construcción de hombros de 0,60 metros de ancho a lo largo de la longitud de intervención y la reparación de daños en el sistema de drenajes.

 

Inicia a un kilómetro de la intersección con la carretera Longitudinal del Norte a la altura del caserío El Matazano y finaliza en el inicio de la zona urbana adoquinada de  San Antonio.

 

Con esta obra, el MOP  busca garantizar  conectividad vial eficiente y segura dentro del área de influencia del proyecto, estimular los esfuerzos de desarrollo humano y productivo de la zona, y mejorar las condiciones de movilidad de bienes y personas.

 

La obra incluye la reparación de daños en cuatro bóvedas, la construcción de nuevos parapetos (resguardos) que sustituirán a los existentes, mejoramiento del sistema de drenajes con tuberías de diferentes diámetros, construcción de aproximadamente 61  accesos peatonales y vehiculares a propiedades,  limpieza y desazolve de drenajes transversales, construcción de muros de contención, obras de señalización y seguridad vial, y otras.

 

Con las obras a ejecutar serán eliminados los problemas que generaba a la ruta la escorrentía superficial de aguas lluvias, ya que se construirán obras hidráulicas que mantendrán la vía libre de procesos erosivos sobre la superficie de rodaje. Además, se construirán obras de protección y descarga en algunos tramos.

 

El mejoramiento del camino facilitará la movilidad de personas y mayor producción agrícola y el comercio de éstos en otros mercados, que les genere mejores utilidades.

 

 

San Salvador, 4 de diciembre