Ministro de Obras Públicas llama a la prevención en simposio, Sendai, Japón

PDF Imprimir Correo electrónico
Lunes 16 de Marzo de 2015 13:45

“Se debe dar un giro estratégico del viejo enfoque reactivo hacia  una  cultura de previsión, con  el abordaje integral, prospectivo, estratégico y práctico”, enfatizó el ministro de Obras Públicas, Gerson Martínez, durante su participación en el simposio de alto nivel organizado por JICA,  en el marco de la Tercera Conferencia Mundial de Reducción de Riesgos de Desastres de las Naciones Unidas, en  Sendai, Japón.“Se debe dar un giro estratégico del viejo enfoque reactivo hacia  una  cultura de previsión, con  el abordaje integral, prospectivo, estratégico y práctico”, enfatizó el ministro de Obras Públicas, Gerson Martínez, durante su participación en el simposio de alto nivel organizado por JICA,  en el marco de la Tercera Conferencia Mundial de Reducción de Riesgos de Desastres de las Naciones Unidas, en  Sendai, Japón.


El llamado de Martínez  es para que los países asuman la gestión preventiva del riesgo como un emprendimiento público, privado, académico, ciudadano y comunitario.

“Es importante  diseñar una política marco en cada una de las regiones, en nuestro caso a escala mesoamericana y del Caribe para la adaptación al cambio climático y la gestión preventiva del riesgo”, puntualizó

En los últimos años,  y particularmente desde 2009, El Salvador ha sufrido el impacto de fenómenos extremos asociados a cambios climáticos como las tormentas: Ida, Alex, Agatha, Mathew, Andrew y Nicole. En octubre de 2011, es nuevamente azotado  por la Depresión Tropical 12-E, que dejó un severo deterioro en vivienda, infraestructura vial, puentes, cárcavas, laderas inestables y otros.

De este modo, las enseñanzas aprendidas por El Salvador y América Central, que han sido creciente y sistemáticamente compartidas por la Cooperación Internacional japonesa, son especialmente valiosas y  eso ha contribuido a mejores prácticas como   para evolucionar hacia sociedades y economías resilientes.

“El beneficio de la inversión preventiva, en El Salvador, es la protección de la vida, las cosechas, los bienes de la población, la resiliencia de la infraestructura social y productiva y la infraestructura pública y la reducción de las pérdidas económicas”, añadió.

El ministro destacó que El Salvador, ha creado dentro del ministerio de Obra Pública una Dirección técnica especializada de adaptación al cambio climático y gestión estratégica del riesgo, articulada a una unidad de gestión social comunitaria para posibilitar que la población y los gobiernos locales participen y realicen la tarea específica que les corresponde   en la gestión preventiva.

Para el avance de El Salvador, ha sido importante la ejecución del proyecto Gensai, que significa reducción /mitigación de desastres.

Este proyecto desarrollado entre la Dirección de Adaptación al Cambio Climático y Gestión Preventiva del Riesgo del Ministerio de Obras Públicas y JICA ha sido un proyecto pionero e innovador que ha permitido a El Salvador el cumplimiento progresivo de su tarea nacional de una mejor manera, en la disminución del riesgo a desastres.

 El Salvador, una nación territorialmente pequeña y sometida a un atlas multiamenazas, está haciendo su tarea a nivel nacional, y en lo que corresponde, a nivel regional. Su desafío ahora que ha evolucionado a la posición número 8 de acuerdo al reporte mundial de riesgos 2014, de las Naciones Unidas, es salir del  “ranking” de las naciones más vulnerables.

Share
Última actualización el Lunes 16 de Marzo de 2015 13:54